Somos un ministerio que Dios ha llamado a ir por el mundo y predicar el evangelio de Dios a toda criatura, sin importar su estatus o condición social.

En cada uno de nuestros pasos Dios nos ha respaldado y nos ha permitido poder expandirnos en diferentes países, con el fin de llevar el evangelio de Dios y para alcanzar al perdido.

Si tu deseas apoyarnos financieramente, te invitamos a que lo  puedas hacer a través de tus donaciones a nuestro ministerio, para ayudarnos a llegar a los diferentes lugares que Dios nos ha mandado.